Contexto social

Diccionario

Descripción

Contexto se refiere, de una manera general, al entorno en el que se considera un hecho. Este entorno puede ser físico, si se refiere a la naturaleza y/o a la constitución material del mismo, o social, que es al que nos referiremos aquí.

El contexto social es un término vago que ha sido utilizado de múltiples formas en las ciencias sociales. De manera general, el contexto social es toda aquella realidad, afectada por la vida humana en sociedad, que, al coincidir en el espacio y el tiempo, constituye el entorno que rodea o engloba a cualquier objeto, agente, acto o hecho. El contexto es social en cuanto que se compone por todas las esferas de la vida humana política. Así, este estaría conformado por el contexto político, el contexto económico, el contexto artístico, el contexto familiar, etcétera. Una buena aproximación, que amplía y matiza la distinción entre los contextos físico y social, además de enumerar buena parte de sus componentes y dinámicas, la encontramos en una breve nota de investigación de Barnet y Casper (2001), que afirman lo siguiente:

Los contextos sociales o humanos abarcan el entorno físico inmediato, las relaciones sociales y los medios culturales dentro de los cuales grupos definidos de personas actúan e interactúan. Entre los componentes del entorno social se incluyen la infraestructura construida, la estructura industrial y ocupacional, los mercados laborales, los procesos económicos, la desigualdad, la riqueza, los servicios del Estado del Bienestar, las relaciones de poder, el gobierno, las relaciones raciales o de género, las prácticas culturales, las artes, las instituciones y prácticas religiosas, y las creencias y discursos existentes sobre el lugar y la comunidad social. El entorno social subsume muchos aspectos del entorno físico, dado que los paisajes contemporáneos, el agua y otros recursos naturales han sido, al menos parcialmente, configurados por humanos. Integradas en los entornos sociales contemporáneos, se encuentran las relaciones históricas de poder que se han institucionalizado con el tiempo. La influencia de los contextos sociales se puede experimentar en múltiples ámbitos, a menudo simultáneamente, incluyendo algunos como el hogar, la red familiar o los barrios, pueblos y ciudades que se habitan. Los contextos sociales son dinámicos y cambian con el tiempo como resultado de fuerzas internas y externas.

De entre los debates que emergen de esta aproximación, tales como sus dinámicas de cambio o los niveles por considerar, las ciencias sociales se han centrado en cómo este contexto social influye en todas esas acciones, objetos o hechos que tienen lugar dentro de él. Es decir, en la relación existente entre los actos y hechos sociales micro y el contexto o entorno, que sería lo macro. Distinguiremos dos posiciones extremas, con el objetivo de ser sintéticos e ilustrativos, aunque, por supuesto, existen multitud de posiciones intermedias en este debate.

En primer lugar, desde la posición estructuralista, se afirma que el contexto social es el factor único o más determinante de cualquier acto o hecho social, independientemente de que este sea pequeño (micro) o grande (macro). Desde esta perspectiva, las personas, y también las instituciones, no serían libres de decidir lo que hacen en el presente o harán en el futuro, sino que estos actos ya estarían determinados por el contexto social en el que se enmarcan.

En segundo lugar, y en el opuesto a la posición estructuralista, nos encontramos con las posiciones más individualistas y autónomas. Desde esta visión se reconoce, por supuesto, que el contexto influye en los individuos mediante procesos generales como la socialización, pero que los actos y hechos sociales son, principalmente, consecuencia de la libertad individual de la persona a través de sus creencias, sentimientos, ideas y otros procesos de marcado carácter individual.

Un ejemplo de uso del concepto de contexto social aplicado al campo del arte, y siguiendo el debate propuesto sobre su influencia, podría ser el referido a prácticamente cualquier movimiento artístico y que consiste en preguntarse en qué medida las obras de arte creadas o producidas por las personas que integran esa corriente son objetos determinados o influidos por el contexto social al que pertenecen. ¿Existiría el Guernica de Picasso sin el contexto social de guerra? ¿En qué medida el contexto social influyó en cómo es la Gioconda? Para una reflexión al respecto, puede verse un escrito de Murakovsky que se cita en el listado de referencias. (Véanse también las fichas Teoría del reflejo, Intención y Mediación).

Bibliografía

Barnett, E.; Casper, M. (2001). «A Definition of “Social Environment”». American Journal of Public Health (vol. 91, n.º 3, pág. 456] [en línea]. [Fecha de consulta: 27 de junio de 2019].
<https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC1446600/pdf/11249033.pdf>

Mukarovsky, J. (1977). El arte como hecho semiológico». En: J. Mukarovsky; J. Llovet. Escritos de estética y semiótica del arte (pág. 35-43). Barcelona: Gustavo Gili. [Fecha de consulta: 27 de junio de 2019].
<http://pdfhumanidades.com/sites/default/files/apuntes/296%20-%20Mukarovsky%20-%20Escritos%20de%20estetica%20y%20semiotica%20del%20arte%20%2845%20copias%29.pdf>